¿Qué tanto compartes tu caos?

 Ginethe Vanessa Ayala, Comunicadora social y periodista, mamá bloguera (@locaporsermama), mamá de Samuel 24/7 y emprendedora de la tienda virtual @ohbebitos nos comparte cómo ella “Ama Su Caos” y se multiplica como “pulpo”.  

Cada familia es diferente. Lo que verdaderamente importa es que las cosas funcionen. Ginethe, una increíble mamá súper jóven y llena de energía nos respondió para contarnos cómo vive su día a día con su esposo y su hijo.

Hoy no me vengo a quejar. Tampoco me estoy revelando. Pero sí me encantaría saber a cuántas del grupo de madres nos pasa lo mismo.

Yo sé que hay padres de padres. Esos hombres que se ponen la 10 (camiseta de fútbol -dicho que usan bastante en el lugar del que provengo. Quiere decir que se meten en el cuento a full para hacer lo mejor que pueden…La más explicativa) y se entregan a su responsabilidad como padres. Esos que se levantan, van y hacen el tetero, cambian pañal, lo cuidan, lo entretienen, etc etc etc.

Debo aceptar que me tocó, por fortuna, uno de esos. Mi esposo lava, cocina (rico, por cierto), organiza, barre trapea, baña a Samuel, le cambia pañal le da la comida, etc etc etc…. “Carajoo pero esta mujer vino a alardear del esposo que se manda”, dirán. Pero no no no.

No señores. Yo vengo, con todo y eso, a protestar. Y es que la verdad no hay hombre – ni mujer- perfecto. Es cierto. Pero a cuántas de ustedes no se les hace familiar alguna de estas situaciones:

SALIR DE CASA 🙀

Ya te bañaste en 5-6 minutos, si no fueron 3. Y ya vestiste, peinaste, pusiste zapatos, perfumaste a tu hijo; además de haber preparado la pañalera, habiendo incluido snacks, bebidas etc. Todo esto mientras tú también te ponías ropa y peinabas. Entonces decides poner a tu hijo en el suelo para dirigirte a aplicarte un poco de valioso maquillaje en tu ojerosa cara. De repente, si no inmediatamente, escuchas la dulce voz de tu esposo diciendo:

“Ténmelo un momentico que me voy a poner los zapatos”.

Ahhhhh… diganme si eso no es para volverse loca. 

TRANQUILO, MI AMOR. Ya lo cojo. Entiendo tu incapacidad para ponerte unos zapatos, aun cuando yo tengo que hacer mil quinientas cosas con nuestro dulce hijo en los brazos. Ya lo cojo.

Tengamos en cuenta que ya tu esposo pasó al menos 30 minutos (o más, casi siempre es más) en el baño entre inodoro y ducha y cuando entraba al baño mientras tu le buscabas la ropa al niño lo escuchaste decir:

“Agarrala agarralo que se viene detrás de mi”. Pero, tú, tranquila. Prácticamente todos los días haces tus necesidades fisiológicas acompañada de tu pequeño amor. Porque eso ya es rutina. NORMAL.

Y qué me dicen del dichoso: ” Te espero en el carro, mientras terminas de arreglarte…


Ay que esposo tan amable, dirán ustedes. Y lo ves salir de casa, sin pañalera, sin hijo. . .se aleja… poco…a…poco…

H E L L O O O O …. se te queda algo!! Ah, no! Tranquilo, así voy a salir en media hora.

Y no falta la pobre a la que el esposo, ya estando en la calle le dice. “Anda, no te echaste nada en la cara”. 

Ellos tan lindos, siempre preocupados por la vanidad.

NO, MI AMOR. No quise, hoy quiero dejar respirar los poros. Hoy es día de recuperación facial. CLARO. Más bien no me alcanzo el tiempo, ¿no crees?

Y bueno.. así son ellos. Unos tannn entregados, pero igual tannn hombres. 

La maternidad es cosa de mujeres

Nosotras, por naturaleza u obligación nos convertimos en pulpos. Ay sí, de ahora en adelante, Ginethe la Pulpo!! Valentina la pulpo, Laura la pulo, Maria la pulpo..etc etc etc. Porque hacemos TODO, o prácticamente TODO con ellos encima.

¿CÓMO LO HACEMOS?

Todas las noches me pregunto lo mismo… Pero lo hacemos!!

Aunque siéndoles sincera. Con todo y lo muy hombres que son ellos…Yo no sé qué haría sin la ayuda que me proporciona el mio. Y cuando no está, bastante falta hace.

Por eso aquí, mis aplausos y honores a las que les tocaron unos espositos menos paternales, si se puede decir de esta forma!! En todo caso, todos tenemos nuestras virtudes y defectos.
Con amor,

La mamá de Samuel (Ginethe)                       Puedes seguirla y ver sus súper videos en @locaporsermama @ohbebitos

Con toda esta revolución diaria de quehaceres y responsabilidades que tenemos las mamitas de hoy, solo nos queda respirar profundo y reírnos del día a día. Aprovechar cada minuto de descanso. Hay momentos hermosos que compensan todo lo que hacemos. Quizás algún día extrañaremos estos momentos caóticos.😍

Sígueme en Instagram @soymamamilennial

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s